Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

E Educación

En Callapa, los niños vuelven a pasar clases en aulas de cartón

hace 21 dia(s)

,

Este 5 de febrero los niños de Callapa iniciarán el año escolar en 10  aulas prefabricadas de madera y cartón prensado. Aún esperan la entrega de una  escuela que reemplace a la que se derrumbó en 2011. Se prevé que la  nueva infraestructura  será concluida a  mediados de este año.

“Después del megadeslizamiento hemos sufrido bastante. Salimos  en marchas para pedir la reconstrucción de la escuela. Logramos que mediante la UPRE (Unidad de Proyectos Especiales, dependiente del ministerio de la Presidencia)  nos construyan una nueva , pero  aún no está lista. Los niños van empezar las clases –otra vez–  en  módulos prefabricados”, dice la secretaria de educación de la junta de vecinos de Callapa, Florencia Silvestre.

 En febrero de 2011  más de 5.000 personas perdieron sus casas y pertenencias por el  megadeslizamiento en la ladera este    de La Paz. Una gran masa de tierra y agua se desprendió  destruyendo tres barrios enteros y dejando grietas que hasta hoy hacen inestables  algunos sectores.

Tras la tragedia se armó un campamento para las familias daminificadas. Los niños fueron inscritos en una unidad educativa de Irpavi II donde asistieron por tres años, tiempo en el que un bus de Alcaldía los transportaba.  En 2014 la ayuda fue suspendida, y  madres y padres  ensamblaron con sus  manos  los módulos prefabricados que hasta hoy conforman la Unidad Educativa Villa Callapa.

Aulas de madera y cartón

Acomodadas una al lado de otra 10 pequeñas casitas amarillas conforman la escuela del barrio. El patio no es mas que un pasillo cubierto de ripio   que evita que niños, padres y maestros caminen sobre los charcos que hay al rededor de las “aulas”.

No tienen ventanas. Las paredes, algunas de madera y otras de cartón prensado, son delgadas   y frágiles. Hay goteras en todas.

“Tenemos un techo pero no es suficiente porque estos módulos  no reunen las condiciones para los estudiantes. En el calor son como  hornos y en el frío se vuelven heladeras. Llueve por fuera y por dentro”, asegura el director de la unidad educativa Callapa, Óscar Carvajal.

Esta gestión esperan a al rededor de 100 alumnos de inicial y primaria, una quinta parte del alumnado antes del deslizamiento. “Los papás optan por llevarse a sus niños a  escuelas en Kupini o Irpavi porque en estas condiciones no podemos siquiera pasar educación física o las materias tecnológicas”, afirma.

Una nueva infraestructura

 En 2015 y en 2016 padres de familia y niños salieron en marchas pidiendo  a la Alcaldía la reconstrucción de su escuela.   La Comuna pedía la cancha para el emplazamiento porque el lugar donde estaba  la escuela originalmente era inestable. Los vecinos se negaron a entregarla.

En 2016 el concejal Jorge Silva (MAS)   consiguió  que los proyectos UPRE y  Bolivia Cambia asuman la construcción. Pero tampoco fue fácil. Las juntas escolares no firmaban las planillas, los estudios de suelo recomendaban una edificación de dos plantas cuando los planos contemplaban tres. Las obras no  comenzaron sino  hasta marzo de 2017.



“Este terreno (aledaño a la cancha) no existía, es como una isla que se formó tras el deslizamiento. Es bueno pero aún así hemos tenido que modificar el diseño. Tiene una loza  que –en el mejor de los casos– mantendrá segura la infraestructura”, indicó el gerente de la empresa constructora, Juan Carlos Vásquez.

La nueva escuela será inclusiva con rampas y baños adecuados para niños con discapacidad. Tendrá  cancha, terraza techada y 14 aulas, en algunas de las cuales sólo falta la pintura.

“Hay  80% de avance y calculamos acabar para marzo cuando se preve la entrega preliminar”, explicó. Se harán las observaciones y habrá seis meses para subsanarlas antes de la entrega definitiva. Sólo entonces los niños recuperarán su escuela.

Hay rendijas  en  techos y paredes. Sólo entran 10 alumnos.

La nueva  construcción cuenta con rampas y aulas para inicial, primaria y secundaria.

La terraza  será aprovechada para el esparcimiento de los alumnos.

 

 

mg


Notas Relacionadas