Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

Opinión

Obligatorio
Por: Osberth Carrillo

LAS OPINIONES EXPRESADAS POR LOS COLABORADORES SON PROPIAS Y NO LA OPINIÓN DE KANDIRE
,

Uno de los muchos temas que originan los más diversos comentarios es el referido al servicio militar obligatorio que es, sin duda, una de las herencias del sistema colonial.

 

En este contexto, estar a favor o en contra del servicio militar obligatorio debería ir de la mano del propósito o el fin individual porque, por ejemplo, la libreta del servicio militar ya no es requisito para obtener el título en provisión nacional, en ninguna profesión, pero es obligatoria la presentación de este documento para acceder a un cargo público.

 

Un recurso jurídico presentado por el exdefensor del pueblo, Waldo Albarracín, originó la sentencia 0007/2006, del 31 de enero del 2006, declarando inconstitucional el Decreto Ley 7.755, emitido en el gobierno de facto de Alfredo Ovando Candia, fallo que otorga, además, dos años de plazo al Congreso Nacional para subsanar los vicios de origen del decreto, bajo la conminatoria de que en caso de incumplimiento, el mismo quedará expulsado del ordenamiento jurídico nacional.

 



En consecuencia, como el Congreso Nacional no cumplió el mandato del Tribunal Constitucional, la libreta del servicio militar obligatorio ya no es requisito para el título en provisión nacional.

 

El artículo 234 de la Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia dice que uno de los requisitos para acceder a un cargo público es el de haber cumplido “con los deberes militares”. Como consecuencia de este mandato, si un boliviano quiere vivir cobrando del Estado, sin importar si el cargo es senador, diputado, ministro o simplemente funcionario público, parece justo que cumpla con el servicio militar obligatorio, que no es requisito para trabajar por cuenta propia o en la empresa privada.

 

Los beneficiados con un cargo público son una minoría, con relación al total de la población, y pueden ser calificados de privilegiados porque suelen trabajar más de dos décadas en este sector, con lo que tienen asegurada su jubilación.

 

Además, legalmente existen al menos doce maneras de obtener la mentada libreta, incluyendo el modo de “compensación” y el de “redención”. El primer caso es para los profesionales que van al servicio después de titularse y el segundo para los mayores de 24 años de edad que no tienen el documento.



Otras Opiniones del Autor

Bolivia
Por: Osberth Carrillo

 31 Aug 2018  Estoy convencido de que la mayoría de los bolivianos hemos coreado, alguna vez, el estribillo de la canción que Gonzalo Hermosa compuso hace más de cuarenta años atrás, pues vio la luz pública en 1976, en plena ...

Sequía
Por: Osberth Carrillo

 20 Aug 2018  Hace unos días, un grupo de arqueólogos publicó las fotografías de un muro de la civilización Caral, encontrada en la población agropesquera de Vichama - Perú, que tiene más de 3.800 años de ...

La plata
Por: Osberth Carrillo

 10 Aug 2018  Por la plata baila el mono y por el oro dueño y todo, afirma un refrán popular, que refleja con exactitud lo que está ocurriendo en el ámbito político en nuestro país. La oposición política al ...