Banner YPFB
El tiempo
     Santa Cruz

L Local

Concejo alista ley para prohibir paso de transporte público en La Ramada

Se tiene previsto que la nueva norma sea aprobada este martes en sesión de Concejo. Con ello se asegurarían los trabajos en la zona de la avenida Grigotá.

hace 19 dia(s)

,

El concejo municipal tiene todo listo para aprobar mañana (martes) una ley de declaratoria zona en cuarentena en la antigua Ramada para así facilitar los trabajos de recuperación de los espacios públicos. La comuna tiene claro el objetivo que es reordenar los mercados y para ello asume esta nueva figura. Esta madrugada hubo un enfrentamiento con los comerciantes que esperaron con palos, piedras y petardos a los funcionarios municipales produciéndose una batalla campal que terminó con detenidos y un número aún no oficializado de heridos.

Con esa norma se prohibirá el paso del transporte público por ese mercado y facilitar el ingreso de las cooperativas de electrificación, Saguapac y al municipio para que realicen trabajos de mantenimiento del cableado del tendido eléctrico, del sistema de drenaje sanitario y pluvial. Se detectó 300 medidores de luz que serían clandestinos. 

El anuncio lo hizo la presidenta del concejo, Angélica Sosa, a tiempo de denunciar que en la zona de La Ramada se detectó que hay 200 millones de bolivianos por evasión de impuestos y que la negativa de los comerciantes para abandonar esa zona sería por que existiría prostíbulos y casas de préstamos.

Producto de la reyerta que hubo la madrugada de este lunes, la Policía arrestó a 19 personas que fueron derivados a dependencias de la Felcc, lugar hasta el que llegó un grupo de gremiales para pedir su liberación. Se informó también que hay más de una veintena de heridos que fueron atendidos en diferentes centros médicos.

Sobre lo ocurrido, el líder de la Federación de Gremiales Unidos, Jaime Flores, dijo que no fue su gente la que originó el enfrentamiento, sino que hubo gente infiltrada. Apuntó directo al concejal Jesús Cahuana y a Róger Lavardenz.

Los comerciantes instalaron una vigilia en la avenida Grigotá para evitar que la gendarmería pueda actuar y desalojarlos en un nuevo operativo y luego otros vendedores, que se identificaron como propietarios de los negocios instalados en la zona, marcharon hasta el edificio del Concejo para pedir garantías y que se respete su derecho al trabajo.



Algunos de los gendarmes heridos tras el operativo.

Bertha Callaú, dirigente gremial, desmereció las palabras dichas por el municipio y apuntó sus dardos en contra del Concejo ya que estarían 'jugando' con ellos. "Nosotrosqueremos que se reordenen los mercados, lo que no compartimos es la forma en la que se ha procedido. Tenemos heridos, nos han avasallado y si quieren muertos pues los vamos a tener", indicó.

Según José Ayala, secretario de Seguridad Ciudadana de la comuna, tienen informes de que varios de los participantes en la reyerta, del lado de los gremiales, eran personas contratadas y pagadas por dirigentes que tenían un solo objetivo, lograr el enfrentamiento a través de acciones delincuenciales. "Vamos a hacer la cantidad de operativos -miles si es necesario-, para hacer cumplir la ley", enfatizó.////


Notas Relacionadas